Niños agresores versus víctimas: ¿cómo identificarlos?

en Los Tiempos el 04-11-18 04:08

Ante el incremento de casos de bullying en las unidades educativas, que cada vez generan consecuencias nefastas, expertas en pedagogía social, psicoterapia y psicología dan pautas a los padres y madres de familia para que puedan identificar si sus hijos son víctimas de bullying o por lo contrario son los agresores.  Además, aconsejan qué hacer si su niño o niña está en uno de los dos lados. 

El acoso y violencia escolar, más conocido como bullying, no conoce de género y en muchos casos tampoco límites. Hombres y mujeres agreden física, psicológica y verbalmente a sus similares.

Para la psicoterapeuta sistémica infanto-juvenil Mabel Fernández, el bullying se caracteriza por ser una forma de violencia entre iguales que es reiterada y sistemática, donde resalta la intención de hacer daño de parte del agresor.

“El acoso escolar se da sobre todo en espacios que son los menos regulados por las unidades educativas (patio, pasillos, jardines, etc)”, mencionó Fernández.

Por otro lado, la psicóloga de la Defensoría de la Niñez y Adolescencia del municipio de Cercado, Adriana Pérez, explicó que no existe una diferencia de género cuando se trata del acoso escolar. “Las cifras son equilibradas, los hombres recurren a la violencia física y las mujeres a la violencia emocional y verbal, pero muchas también recurren a la violencia física”, explicó.

La pedagoga social Jean Carla Saba señaló que las consecuencias de tener un hijo agresor están sujetas a la normativa del lugar, a la intensidad del hecho, al riesgo que asumen las víctimas, a la disposición de las familias involucradas y otros tópicos a considerar que pueden llegar a instarlos a cambiar de colegio o en algunos casos pasar clases en la dirección y siempre bajo control permanente.

“La mayor consecuencia es la sanción social donde se les otorga una etiqueta que luego difícilmente se la puede quitar y en palabras mayores pueden llegar a convertirse en delincuentes o criminales”, dijo.

En ambos casos, la familia es la llamada a actuar en un primer momento.

 

¿CÓMO IDENTIFICO SI MI HIJO ES VÍCTIMA DE BULLYING?

esp_seg_1_jean_c_saba.jpg Jean Carla Saba Pedagoga Social ARCHIVO

JEAN CARLA SABA 

PEDAGOGA SOCIAL

01 ¿ Cómo se puede prevenir el bullying?

Yéndonos al origen primario, la respuesta es en la casa, que es el lugar donde se aprende a manejar las emociones.  Una familia funcional, con normas, límites, armonía, con relaciones sanas de buen trato y donde impere el respeto, difícilmente tendrá un miembro dentro de ella que haga bullying fuera de ella. Paralelamente, se deben hacer constantemente sensibilizaciones en los espacios educativos.

02 ¿ Cómo puedo detectar si mi hijo es víctima de bullying?

Se sienten solos, deprimidos, tristes, desanimados, infelices e incluso atemorizados; no quieren ir al colegio, no disfrutan de las actividades que tenían ni de los lugares que formaban parte de su vida; a veces presentan trastornos alimenticios (empiezan a comer mucho,  muy rápido o inapetencia); en otros casos existen síntomas psicosomáticos, demuestran mucha irritabilidad o en algunos casos pérdida constante de sus posesiones.

03 ¿Qué se debe hacer?

Como papás, hablar con el hijo desde un plano comprensivo, hablar con el colegio, con otros papás y sobre todo evitar frases como “pégale tú también”. Como víctimas, son varias las alternativas que se tienen, empezando por las más básicas e ir en ascenso como ignorar a los que están agrediendo; ya que, cuando uno les presta atención alimenta la bravuconería y eso les hace sentir poder que es lo que desean.

 

esp-seg-2-mabel-fernandez.jpg Mabel fernández Psicoterapeutainfanto- juvenil ARCHIVO

MABEL FERNÁNDEZ 

PSICOTERAPEUTAINFANTO-...