Costas pone condiciones para unir a la oposición contra Evo y se anota como precandidato

en El Deber el 09-06-18 09:15

Faltan alrededor de 16 meses para las elecciones presidenciales de 2019 y el gobernador de Santa Cruz, Rubén Costas Aguilera, no oculta sus aspiraciones políticas: ha dicho que, por ahora, no le interesa disputar la Alcaldía cruceña en 2020 y que si el Movimiento Demócrata Social, el partido que preside él, le da su apoyo, está dispuesto a asumir una candidatura opositora a la Presidencia. Pondera la búsqueda de unidad, pero pone condiciones: no cree en alianzas con políticos a los que se refiere, sin dar nombres, como la ‘extrema derecha’, corruptos y exgolpistas. 

Como en 2013, ayer en una exclusiva con EL DEBER Radio, el gobernador cruceño puso sobre la mesa la opción de disputar el sillón presidencial, sobre todo si la estructura de su partido se lo pide. Ya en 2017 la diputada Eliane Capobianco, militante demócrata, planteó que Costas debía buscar el cargo. En diciembre de 2013, su partido lo eligió para enfrentar a Evo Morales en los comicios del año siguiente, pero unos meses después, Costas declinó su postulación en favor de una alianza que llevó a Samuel Doria Medina a la candidatura. 

“Como buen ganadero, yo no le hago el lance a la jeringa. Si es que mi partido me propone como candidato, lo voy a asumir. Claro que esa determinación la deberán tomar en base a estudios y encuestas”, dijo ayer, para plantear luego que la muletilla del ‘candidato camba’ debe acabarse porque los cruceños son tan bolivianos como cualquiera.   

Costas se sumó al coro de voces de activistas y líderes de oposición que piden un frente único para poder enfrentar al partido de Gobierno; sin embargo, él advirtió que descarta a políticos de ‘extrema derecha’, corruptos, exgolpistas y a renegados del MAS. 

“Creo en la unidad, pero no a cu...