Las mypes cierran, se endeudan o cambian de sector por salarios

en El Deber el 21-04-19 05:51

En su época dorada llegó a tener hasta 30 empleados, ahora solo tiene 11, con el riesgo de quedar en 10 , si es que no tiene la suficiente cintura para negociar el pago del segundo aguinaldo y el futuro incremento salarial de esta gestión.

Los servicios de decoración son cada vez menores y la comercialización de flores naturales más esporádicas, por lo que las ventas han bajado, mientras se suma el pago del segundo aguinaldo y los incrementos anuales de los salarios. En este escenario, Rossy Aguilera que lleva 40 años en esta actividad asegura que como pocas veces está contra la pared y con la soga al cuello y que de seguir así tendrá que dar un paso al costado y cerrar lo que fue su proyecto laboral de toda una vida.

“Estoy asustada, porque hasta ahora, luego de llegar a un acuerdo con mis trabajadores, todavía no les pude cumplir con el pago del segundo aguinaldo. Estoy endeudada para pagar este beneficio social que es una locura y para abonar los $us 53.000 de una deuda injusta a impuestos. No tengo ahorros y si no sería por mi marido que me ayuda con los gastos estaría quebrada”, lamentó Rossy.


googletag.cmd.push(function() { googletag.display('div-gpt-ad-1551469702838-0-1'); }); googletag.cmd.push(function() { googletag.display('div-gpt-ad-1554902861862-0-1'); });

La que no pudo mantener sus emprendimientos fue Sarita Murillo que tuvo que elegir entre seguir con la producción de prendas en tela de jeans para damas y exportar al inestable mercado venezolano o continuar con el servicio de alquiler de vehículos a las petroleras.

Sarita le puso un freno a su actividad textil, debido a que un acuerdo con La Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América - Tratado de Comercio de los Pueblos (ALBA-TCP), determinó que a Sarita y a las demás micro y pequeñas empresas (mypes), que exportaban a ese país recibirían el pago del 30% y el resto, una vez entregado todo el producto, le iban a pagar en un determinado plazo. El pago nunca se cumplió, según Sarita,...