Papeles de Panamá: nueve nombres, tras las "offshore" del caso Elfec

en Los Tiempos el 29-10-17 12:38

 Fabiola Chambi / Enid López

La transacción para la compra de las acciones de Elfec por la empresa cochabambina Comteco en abril de 2008 ha estado envuelta en dudas, denuncias y una serie de cuestionamientos casi desde el principio aunque mucho más desde que se conoció la participación de la firma Mossack Fonseca en la creación de tres compañías “offshore” vinculadas a esta operación financiera.

Este hecho fue revelado tras la filtración de los Papeles de Panamá en 2016 cuando el periódico alemán Süddeutsche Zeitung recibió la información y la compartió posteriormente con el Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ por sus siglas en inglés).

Los Tiempos hizo seguimiento exhaustivo a la investigación y fue develando información clave desde ese entonces, pero hace algo más de un año, el ICIJ dio la llave a este medio para acceder a la base de las filtraciones. El capítulo Bolivia, en el que también participa El Deber, se puso en marcha.

El trabajo de investigación en Cochabamba se enfocó en desenmarañar la conformación de estas tres “offshore”: Cochabambina de Electricidad S.A., Trabajadores de Luz y Fuerza S.A. y Sociedad Eléctrica Bolivia- Soelbo S.A.

Nuevos datos salen a la luz en este caso del que aún hay mucho por contar.

Así comenzó…

El bufete intermediario en Bolivia que gestionó la transacción con los panameños fue “Criales, Urcullo & Antezana”, que ahora solo figura como “Criales & Urcullo”, con oficinas en la ciudad de La Paz.

En junio de 2007, se inició el contacto entre el abogado José Antonio Criales y la firma Mossack Fonseca para la conformación de las tres sociedades.

Trabajadores Luz y Fuerza S.A. se creó con un capital de 3 mil dólares para que supuestamente los trabajadores pudieran adquirir el 60 por ciento de las acciones de Elfec y Cochabambina de Electricidad S.A. se creó, en supuesta representación de un grupo empresarial, con un capital de 7 mil dólares para adquirir el 40 por ciento restante.

Para la constitución de Soelbo el capital fue de 10 mil dólares dividido en 100 acciones de 100 dólares cada una, que “podían ser nominativas o al portador”.

Las dos primeras sociedades eran las únicas accionistas de la tercera que debía ser establecida también en Panamá.

Los documentos para las sociedades en referencia cumplieron el proceso de legalización vía Consulado de Bolivia y Apostilla.

Conforman directorios

Una fecha clave, 16 de julio de 2007. Tres actas confirman que nueve personas se reunieron en una “junta de accionistas” en Cochabamba, en la avenida Heroínas No 610, para elegir las directivas de las tres “offshores”.

El objetivo, según el abogado José Criales, era el interés de “sus clientes” en abrir una cuenta bancaria en Panamá a nombre de una o más de las sociedades de referencia.

Ante este nuevo requerimiento, los panameños ofrecen el servicio de la fiduciaria “Mossfon Trust Corporation”, definida como “una compañía con licencia fiduciaria autorizada por la Superintendencia de Bancos de Panamá desde 1993”.

Francisco Javier de Udaeta Corral, Lilian Ximena Rivero Nogales, Javier Alejandro Alarcón Justiniano, Marcelo Ernesto Magariños Revollo, Jorge Fernando Ghuetti Sanginés, Ricardo René Mercado Garret, Alfredo Viscarra Araoz, Emo Guzmán Sator y Eligio Ramiro Balladares Rodas fueron l...